Reseña : Patrick Ness, Un monstruo viene a verme


Título : Un monstruo viene a verme Autor : Patrick Ness Editorial : Debolsillo ISBN: 9788499898902 Nº de páginas: 128 págs.

Sinopsis :

Una historia emocionante y extraordinaria sobre un niño, su madre enferma y el monstruo que viene a visitarlo. Siete minutos después de la medianoche, Conor despierta y se encuentra un monstruo en la ventana. Pero no es el monstruo que él esperaba, el de la pesadilla que tiene casi todas las noches desde que su madre empezó el arduo e inacabable tratamiento. No, este monstruo es algo diferente, antiguo… Y quiere lo más peligroso de todo: la verdad.

«Excepcional... He aquí cómo debería ser siempre la narrativa: desgarradora, lírica y trascendente.»MEG ROSOFF

«Las ilustraciones de Kay, amenazadoras y llenas de energía, y la manera en que interactúan con el texto, junto a la generosidad de los materiales con que está hecho el libro, hacen que sea una verdadera alegría tan solo sostenerlo en la mano.» The Guardian

«Valiente y hermoso, lleno de compasión, Un monstruo viene a verme funde lo doloroso y lo intuitivo, lo simple y lo profundo. El resultado tiembla de vida.» The Independent

«Excepcional... Destaca por su compasión.» Daily Mail

l«Imprescindible... Apasionante, conmovedor, brillante.»The Times

La literatura es por definición amplia y diversa. Es complicado en un mercado literario globalizado encontrar una novela diferente a todo lo demás. Vivimos en el mundo literario del tópico y cuando una fórmula gusta, es repetida hasta la saciedad. Como lector tengo un bagaje amplio, leo desde que aprendí a juntar una letra con otra. Han pasado multitud de historias por mi vida, algunas que me han marcado y otras se disuelven en mis recuerdos. ¿Que hace de la literatura, por tanto, un arte tan especial?. Que como arte, hace remover los sentimientos. Las grandes novelas nublan la visión del lector haciéndoles partícipes mediante un olor embriagador del mundo ficcional y materia literaria que hay en ellas. Un monstruo viene a verme es una historia de las que embriagan, de las que afligen, de las que roban lágrimas y suspiros, en definitiva, una historia de la que uno no se olvida.

Un monstruo viene a verme es una novela original de Patrick Ness, bajo una idea original de Siobhan Dowd. El prólogo que hace Ness a esta historia es un detalle precioso para con la ideóloga de toda esta historia. Lejos de llevarse el mérito absoluto de esta historia, otorga méritos a la memoria de la escritora y se toma con humildad la tarea de construir esta historia. Un inicio que ya dice mucho de la dirección que tomará su narrativa.

Nuestro protagonista, Connor, es un pequeño niño quem desde el comienzo de la historia, comienza a tener sueños relativos a un monstruo que le visita por las noches sin ninguna explicación lógica. Es un niño triste y apagado, que vive en un estado de melancolía y frustración permanente debido a la dificil situación familiar en la que vive. El niño tiene un marcado comportamiento antisocial con sus compañeros y es consciente del favor que recibe de los demás solo por su situación. Por ello, concibe su día a día como algo monótono y pasajero. Nadie exige un rendimiento de él ni le pide explicaciones por nada. El niño vive en tal estado que ni siquiera aprovecha su situación ni transmite sus sentimientos. Más tarde comprenderá el valor y la importancia de compartir sus emociones y vivir en la realidad.

El monstruo es un personaje muy particular en la historia. Al principio de la historia es complicado predecir su participación en la misma. Aparece cada noche al llegar las doce y siete minutos y mantiene una conversación con el niño. Aprovechará sus intervenciones para contarle una serie de relatos. Estos relatos y los hechos que desencadenan son, a mi juicio, los puntos álgidos de la novela. Es un personaje que puede parecer cruel tanto al lector como al protagonista, pero que más tarde descubriremos que su deseo es únicamente ayudar a Connor a vivir bien consigo mismo.

El estilo del autor no destaca por un ornato rimbombante ni por una escesiva oscuridad en los términos. La sintaxis es sencilla y hay una necesidad imperiosa de introducirse en los pensamientos del personaje de Connor mediante el monólogo interior. El mérito del autor reside en construir una historia en la que lo onírico y lo real se entremezclan y conseguir que el lector entienda con facilidad lo que está sucediendo.

Mérito tienen también, las ilustraciones que pone Jim Kay, un conocido ilustrador, ahora de candente actualidad gracias a las nuevas ediciones ilustradas de Harry Potter. Las ilustraciones en blanco y negro son realmente preciosas y los juegos con las tonalidades de gris crean la sensación de un ambiente oscuro que causa inquietud y exento de componente terrorífico. Son muy ilustrativas de los sucesivos capítulos y acompañan al lector incluso en el borde de las páginas.

En conclusión, esta novela consigue mover a la sensibilidad y tiene un moralismo latente. Lejos de dejarse llevar por derroteros tópicos, muestra unas imágenes y una calidad literaria bastante destacable. Lo onírico es también relevante y en contraposición con el plano real crea una historia cruel pero realista, de las que arrancan varios suspiros.

#Recensión

Soy un párrafo. Haz clic aquí para agregar tu propio texto y edítame. Es muy sencillo.

Goodreads
  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon

Versos do día

Suscríbete
Sígueme

 

 

 

creme

 

se desafío esta fame

é porque vivo con ela.

Regina Touceda, en deriva 

(Espiral Maior, 2020)  (Fragmento)

David González Domínguez

Contacto : palabradegatsby@gmail.com